Seguidores

domingo, 19 de junio de 2011

¿Cuál es el nombre?


Podría estar en lo cierto, con suerte de una cerveza verde mareada.
Es que me gusta su sonrisa, lo prefiero sin emboscadas.
Imaginarlo en mi vacío clandestino, en los bares de mis horas pesadas,
Con sus labios en mi piel, quizás en un abrazo a media luz y sin sonata.
Tenía una historia para sus palabras, una canción que lo recordaba,
Pero es más grato escucharlo de su voz, aún es más ameno que mi alba diaria.
Tiene el don de retroalimentar un brillo esquizofrénico en mi mirada;
 Silencia los grillos de otras historias con intenciones marcadas.
Es que puedo tener tendencias marcadas de adhesión a su cuello,
Un paseo por toda su espalda, una batalla en su lengua, el exilio de un gemido. 
¿Ahora?
Dime tu a donde vamos ahora.

No hay comentarios: